La Vida se manifiesta en nuestras vidas siempre y cuando mantengamos abiertos los caminos del interior. El actual ritmo de vida y los requerimientos de nuestra sociedad dificultan cada vez más ese acceso al interior personal en el que se encuentran las materias primas para la construcción de nuestras vidas. Sin darnos cuenta, nos autoexiliamos de nuestro hogar interior. Allí, utilizando la imagen del Maestro Eckhart, Dios se encuentra como en su casa, pero nosotros nos sentimos extranjeros.

Educar la Interioridad es favorecer los procesos y proporcionar las herramientas que nos permitan volver a casa, al hogar interior para desde allí vivir unidos a los demás, al mundo, a Dios.

martes, 20 de septiembre de 2011

Una vez más la Educación...

Una vez más la Educación es utilizada con fines únicamente políticos. Una vez más se enfrenta a la educación pública y a la concertada en lugar de aunar fuerzas. Una vez más los unos sospechamos de los otros. Pero, una vez más nadie habla de los alumnos, nadie parece pensar en ellos, más allá del tanto por ciento de fracaso escolar, dato importante, pero... ¿se puede habalr en el siglos XXI de Educación fijando la atención únicamente en los contenidos curriculares, en los resultados académicos?

Me avergüenza escuchar las tertulias televisivas y radiofónicas sobre educación. Somos auténticos "tercermundistas" en la comprensión que sobre la educación tenemos en este país. ¿Acaso nadie se da cuenta de que es en la educación dónde nos jugamos la posibilidad de mejorar nuestra sociedad? ¿Acaso nadie se da cuenta de que el esfuerzo debe ser coordinado y dejar de dividir y yuxtaponer?

Mientras políticos como Esperanza Aguirre sigan tratando de fomar superficial y desde la ideología un tema tan serio como la Educación, mientras los demás entremos en esas discusiones, la Educación sigue perdiendo oportunidades de mejora y, finalmente, los grandes perjudicados son los alumnos/as.

Una vez más, y ya son muchas, echo en falta un debate verdaderamente pedagógico que mire al bien de los alumnos y, por lo tanto, al bien de la sociedad.

No hay comentarios: