La Vida se manifiesta en nuestras vidas siempre y cuando mantengamos abiertos los caminos del interior. El actual ritmo de vida y los requerimientos de nuestra sociedad dificultan cada vez más ese acceso al interior personal en el que se encuentran las materias primas para la construcción de nuestras vidas. Sin darnos cuenta, nos autoexiliamos de nuestro hogar interior. Allí, utilizando la imagen del Maestro Eckhart, Dios se encuentra como en su casa, pero nosotros nos sentimos extranjeros.

Educar la Interioridad es favorecer los procesos y proporcionar las herramientas que nos permitan volver a casa, al hogar interior para desde allí vivir unidos a los demás, al mundo, a Dios.

martes, 21 de febrero de 2012

Educar, amar, disfrutar...

Mirad y escuchad este vídeo. ¿Os suena lo que dicen estos maestros? Sea como sea desde muchos ámbitos se nos está llamando a volver a la verdadera educación, la que nace de amar a nuestros chavales y la que hace que el propio maestro disfrute con lo que hace. Sigamos soñando caminos para recuperarla.


5 comentarios:

Rafael Amigo Marcos dijo...

Buen vídeo: es como una lluvia de ideas que sugiere muchísimo de lo que supongo que vivieron los que participaron en las Jornadas. Gracias Elena.

Anónimo dijo...

"No puedo comunicarme con los otros si no creo un hilo de comunicación entre mi corazón y mi cerebro".

"Es sano que nos reconciliemos con lo que somos".

"Todo empieza por mí.Todo empieza desde dentro. Esa es nuestra responsabilidad".

"ES lo que decido hacer con lo que acontece lo que decide mi vida".

"Tomar conciencia de que siempre hay más de lo que vemos".

COMUNICACIÓN. RECONCILIACIÓN. ACONTECIMIENTO. CONCIENCIA.

Desde Dentro. Conmigo Mismo. Sólo así seré de todo y para todos.

Amaia dijo...

Estupendo vídeo para hacernos reflexionar una vez más,Elena.
El primer deber de los maestros es amar a sus alumnos y enseñar es también un modo de amar...

Feliz noche

Amaia

Andrés dijo...

Una gozada escuchar a estos maestros.
Me trae buenos recuerdos: nuestro curso de interioridad en San Asensio, la docencia en el centro La Salle Managua, en Palencia, en el que los educadores trabajan con jóvenes "fracasados en la vida escolar" y con problemas de conducta. El acompañamiento personal y el trabajo de la inteligencia emocianal les ocupan mucho tiempo. Consiguen auténticos milagros.

Ignacio Morso dijo...

Bueno Elena,... como te pasas...jejejeje.... esto da para mucho... pero ¿qué es la tarea de educar sin amarse y sin amarlos? esa es nuestra misión... lo que no hay que dejar de aprender... gracias por ayudar a recordarlo. Un abrazo